Geranios salvajes

Yo no soy la más fan del geranio pero esta propuesta para un jardín en Sevilla me ha parecido bastante evocadora y un guiño a su uso tradicional en patio y en maceta. En vez del geranio normal quiero utilizar el geranio salvaje, el asilvestrado, el que crece en los valles y montañas de Sudáfrica, la madre de los geranios, y plantarlo en masa en un jardín.

Olivo por aquí, olivo por allá

© Marta Puig

Trasplantar un olivo centenario -ahora lo son muchos lo sé- no es difícil por aquello de que son supervivientes natos. Pero hay que verlo para creerlo. El crujido de sus ramas cuando vuelca para tocar suelo y el zarandeo muestra la dureza de este árbol. Así se hizo.

Mariposas en el jardín

marta puig

Tengo un proyecto en República Dominicana y en mi primera visita la vegetación me enamoró, me descolocó y le dio mil vueltas a lo que tenía en mente. Las posibilidades se catapultaron. Esta es mi primera visita y un pequeño resumen de las plantas y las mariposas que encontré.

Un millón de cosmos

© Marta Puig

En un Hacienda en Sevilla sembré Cosmos debajo de un naranjal. La época era la peor, Junio. Todo iba en mi contra. Pero el resultado… El resultado fue, un mar de flores. Una preciosa escena de tintineantes flores que fácil te llegaban a la nuca.

El Jardín Huerta

jardín huerta

Hace un par de años me llamaron para hacer un jardín en la Vega de Granada. Es una jardín que nunca se llegó a realizar pero hay muchos proyectos que dan pie a otros y que sobretodo son una fuente de ideas para los que puedan venir.

Un Jardín de narcisos en la Sierra de Madrid

marta puig madrid

Acabamos este jardín en Febrero del 2017 y en Mayo el estallido de color de los narcisos de diferentes variedades para dar color y fragancia, además de secuenciarse a los largo de las semanas esperando a los magnolias, las hortensias y las rosas para dar color hasta finales del verano.

Un patio en la Mancha

marta puig

Acabé este jardín hace poco más de un mes. Se comenzó antes del verano, se empedró, se hicieron los parterres, los alcorques, se colocó la iluminación… Y se plantaron sus higueras, glicinias y rosas trepadoras entre jazmines, lavandas y romeros.